El PA pide retirar a Franco el título de Hijo Adoptivo

No lo consideran acertado por tratarse de un dictador. Le fue concedido a instancias de Sevilla en 1936, siendo pocos los ciudadanos conocedores del hecho

El Partido Andalucista de Mairena del Alcor ha elevado a pleno una moción solicitando la retirada del título de Hijo Adoptivo de la localidad al general Franco, honor que ostentaba desde el 14 de diciembre de 1936, al habérselo concedido la Corporación de la época. El punto fue aprobado sin existir debate al respecto, según recogen las actas, y estuvo vinculado a una iniciativa de carácter general, promovida en el caso mairenero por el alcalde de Sevilla, ciudad en aquel momento bajo férreo control de las tropas, tan sólo 5 meses después del levantamiento militar que originó la Guerra Civil.

En el pliego argumental de la iniciativa, que se debatirá en la sesión capitular del mes de mayo, los Andalucistas barajan como eje argumental de su petición que los demócratas no pueden ni deben agasajar ni justificar la acción o existencia de dictadores ni dictaduras, por lo que tal concesión no procede en un sistema de libertades. Aunque además barajan que el acuerdo ni siquiera se produjo a instancias propias de los ciudadanos o sus representantes en el Consistorio, sino denotando escaso convencimiento como prueba la inexistencia de debate en el pleno de aprobación del reconocimiento.

Aún más, los Andalucistas consideran que la adopción de la medida por aquellos ediles se produjo en un contexto histórico complicado, de ambiente enrarecido, y a buen seguro contaminado por el temor a represalias de no haberlo hecho. Interpretación fundamentada en la forma de redacción del acta por el secretario de la época, plasmada en la página 99 del tomo 73 del archivo municipal de actas, donde no se alude ni recoge ningún tipo de debate, ni al número de votos obtenido en el escrutinio, ya a favor, ya en contra o por unanimidad. Quedando con ello de manifiesto el nulo carácter democrático de la concesión del honor, al margen de concurrir el detalle de que todavía no se podía considerar a Franco Jefe del Estado, como se le cita en el acta, ya que la trágica contienda se dilataría hasta 1939.

Por otra parte, el PA de Mairena del Alcor entiende que la concesión de este tipo de títulos debe recaer siempre en personas o personalidades de dimensión integradora, que conciten en su personalidad consenso para que puedan ser aceptadas y enorgullecer a una inmensa mayoría de la ciudadanía en virtud de su perfil integrador, circunstancias que para los Andalucistas no concurren en el caso, habiendo sido por otra parte un personaje que impuso su visión e ideas recurriendo a la fuerza y la violencia.

En definitiva, en opinión de la formación Andalucista, aunque la existencia de este título es poco conocida entre los maireneros y maireneras, resulta obvio que si se sometiera a veredicto de los mismos en la actualidad, éste no gozaría de consenso, pues el difunto general no sería identificado como uno de los nuestros, ni por su trayectoria ni por la existencia de vínculos.
actafranco

Escribe tu comentario