Aprovechamiento del pan de días anteriores (1)

La receta del famoso “ajo pelusa” de Mairena del Alcor, plato en vías de extinción recuperado por el famoso chef Antonio Cardoso “El Pirri”

Antonio Cardoso - La Buena MesaAhora se le da poca importancia al buen pan que antes duraba varios días pudiéndose comer en condiciones (hablo en nuestra zona y a pesar de las necesidades). Un pan con una buena corteza y una miga compacta pero bien terminada y esponjosa, además de un olor excelente.Olor y Sabor Andaluz-logo

Nuestra tierra “Mairena del Alcor” era un pueblo panadero antes que Alcalá de Guadaíra a pesar de su fama y por eso se fabricaba un buen pan famoso en Sevilla, pero con todo y eso no se podía comprar el pan todos los días ya que algunos lugares estaban lejos  y otros aunque si lo tenían al día, también sobraba algo en casa y no se tiraba nada (aún recuero una frase que nos decían nuestros padres y abuelos “el pan no se tira que es de Dios”).

Todo se aprovechaba según tamaño y estación del año. Hoy vamos a ver una receta que aunque es muy castellana, en cada parte se hace de una forma y se le da un nombre sopa de ajo o sopa castellana, que en Mairena tiene su forma peculiar de hacerse y se llama “ajo pelusa”.

ajopelusa1AJO PELUSA

Ingredientes:

  • ½ telera o un bollo de pan blanco asentado
  • 2 pimientos rojos secos
  • 4 dientes de ajo
  • Aceite de oliva virgen, sal, agua
  • Bacalao
  • Naranja amarga (agria)

Elaboración:

En la víspera se pone el bacalao en remojo con agua fría y cambiando varias veces.

En una cacerola se pone el pan en remojo junto con los pimientos rojos secos desprovistos de las semillas. Mientras tanto se pelan los ajos y se pica un poco el bacalao.

ajopelusa2Cuando los pimientos hayan hidratado se pone la cacerola al fuego con un buen chorreón de aceite y se deja hervir un poco. Se sacan los pimientos y se majan junto con los ajos y un chorrito del agua del bacalao. Se añade todo al pan que se puede triturar en la misma cacerola con una espumadera; se añade el bacalao y se deja hervir un poco a fuego suave para que no se agarre. Se comprueba en este momento de sal y no antes de añadir el bacalao.

Se sirve y se acompaña con un trozo de naranja agria para el que quiera añadir unas gotas.

Nota: el bacalao es opcional pero merece la pena añadirlo.

Escribe tu comentario