Dura moción del Ayuntamiento de Mairena del Alcor contra la Diputación

Recoge que es inaceptable que se haya causado un terrible daño a los ayuntamientos en materias sensibles como la social o la educativa

El Ayuntamiento de Mairena del Alcor aprueba una moción dirigida a la Diputación de Sevilla para que incluya en próximos proyectos de inversión el de mejora del colegio San Bartolomé, excluido en el Plan SUPERA.

Vivacable-2390Recoge que es inaceptable que se haya causado un terrible daño a los ayuntamientos en materias sensibles como la social o la educativa, únicamente para ser posteriormente utilizado como arma de ataque al gobierno central.

El Ayuntamiento de Mairena del Alcor aprobó en el Pleno celebrado el pasado martes día 9 de septiembre una moción del Partido Popular, con los votos a favor de los grupos municipales Andalucista e Izquierda Unida y el rechazo de los concejales del PSOE, relativa a la inclusión en un futuro plan provincial de inversión del proyecto de adecuación y mejora del CEIP San Bartolomé, el colegio más antiguo de la localidad, rechazado en el Plan SUPERA de la Diputación Provincial de Sevilla mediante la Resolución de la Presidencia nº 1691/2014, de 26 de mayo.

Dicho rechazo fue fundamentado por la diputada del área de Cohesión Territorial, Trinidad Argota, en una carta de carácter político que fue remitida a los alcaldes de la provincia con fecha 26 de mayo en la que se indica textualmente que “no pueden realizarse actuaciones en inmuebles deportivos, educativos, culturales o sociales “debido a un “criterio interpretativo restrictivo del programa 933” marcado “en los primeros días de mayo” por el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas.

Anteriormente, la Diputación había colgado en su portal un cuestionario, “Respuestas a la principales consultas sobre la elección de inversiones financieramente sostenibles” para resolver las dudas de los municipios sobre el Plan Supera, que motivó que los ayuntamientos sevillanos presentaran proyectos en los campos deportivo, educativo, cultural o social dentro del ámbito del  programa 933 (Gestión del Patrimonio), posteriormente rechazados. Este cuestionario generador de la polémica fue retirado a los pocos días sin previo aviso.

Con fecha posterior de 8 de mayo, la Intervención General de la Diputación indicó en un informe que no era admisible que dichos proyectos puedan ser inversiones financieramente sostenibles a los efectos de cumplimiento de los requisitos exigidos por la Disposición adicional decimosexta del texto refundido de la Ley Reguladora de las Haciendas Locales. Ante lo cual, se planteaba la formulación de «una consulta verbal a la Subdirección General de estudio y financiación de las Entidades Locales, dependiente del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas».

Pero, como señaló el portavoz del grupo Popular en el Ayuntamiento de Mairena del Alcor, Juan Manuel López en la defensa de la moción, en ningún momento se había realizado una consulta por un cauce formal que fundamentara la negativa del ente provincial a rechazar los proyectos de los municipios, y que en lugar de eso, se había preferido la confrontación política en perjuicio de los pueblos de la provincia, como se tradujo de las declaraciones del presidente Villalobos el pasado 28 de mayo, en las que acusaba al gobierno central de «actuar con saña» hacia las entidades locales. Es reseñable que en contra del criterio de la Intervención General de la Diputación de Sevilla, otras administraciones como el Ayuntamiento de Madrid sí han tenido en cambio el visto bueno técnico de su Interventor.

Dicha falta de rigor contrasta con la actitud del alcalde de la localidad, Ricardo Sánchez, que promovió un viaje junto a una delegación de alcaldes populares el pasado 4 de junio al Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, para reunirse con la Secretaria General de Coordinación Autonómica y Local, Rosana Navarro Heras, persona responsable de establecer el criterio ministerial sobre las inversiones financieramente sostenibles.

Posteriormente a dicha reunión, el ministerio publicó una primera nota informativa con fecha 30 de junio en la se indica: “Están sujetas a autorización previa de la Secretaría General de Coordinación Autonómica y Local las inversiones incluidas en esta última relación siempre que el conjunto de inversiones que realice cada entidad local incluidas en ésta y en la primera relación de la citada disposición adicional decimosexta sea superior a 10 millones de euros y suponga incremento de los capítulos 1 o 2 del estado de gastos vinculado a los proyectos de inversión”.

Esto es, que en ningún caso es vinculante una consulta dirigida al ministerio para cada uno de los proyectos del plan provincial SUPERA.

Pero la nota definitiva ministerial es la publicada el pasado 21 de julio, en la que en el último párrafo se afirma: “cabe considerar incluidos en su ámbito objetivo de aplicación los gastos de rehabilitación y conservación en edificios de uso múltiple y en infraestructuras e inmuebles propiedad de las entidades locales afectos a servicios públicos concretos”.

Esta indicación del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas contradice taxativamente el criterio mantenido por Diputación para rechazar los 132 proyectos municipales relacionados con los ámbitos de educación, sanidad, cultura y deporte en el marco del Plan Supera, entre ellos el de mejora del colegio mairenero San Bartolomé.

La moción aprobada señala que no se puede consentir que un derecho fundamental de los ciudadanos de Mairena del Alcor como es la educación, pueda ser utilizado políticamente por ningún grupo político, e insta a la diputada de Cohesión Territorial, causante de un engaño masivo a los pueblos de la provincia, a que rectifique públicamente por escrito y explique a todos los municipios sevillanos el verdadero motivo de la exclusión de los proyectos.

Ante esta negativa de la Diputación de Sevilla, el Ayuntamiento de Mairena del Alcor ha invertido  este verano, de sus fondos propios, cerca de 50.000 euros para la mejora de los colegios de la localidad. Entre los que se incluye el citado CEIP San Bartolomé, en el que también el pasado año el Consistorio se vio obligado a sufragar importantes y necesarias obras. Según el alcalde, Ricardo Sánchez, “es una muestra de la apuesta de este Equipo de Gobierno por la educación pública, totalmente prioritaria para nosotros”.

Fuente: Delegación de Comunicación del Ayuntamiento de Mairena del Alcor.

Escribe tu comentario