La integración como “proceso natural de supervivencia”

Una entrevista extensa al antiguo presidente de la cooperativa Mairena Agrícola donde explica todo lo relacionado con este hecho tan importante en la historia de la cooperativa

Hace poco menos de un mes que la Cooperativa Mairena Agrícola S.C.A. ha dejado de ser tal para integrarse dentro de la cooperativa olivarera Las Virtudes de La Puebla de Cazalla.

cooperativalasvirtudesEl Periódico de Mairena ha tenido la oportunidad de entrevistar al antiguo presidente de la cooperativa mairenera, Diego Romero, ahora miembro del Consejo Rector de Las Virtudes.

Con esta integración, los socios de la cooperativa mairenera van a obtener bastantes ventajas y nuevos servicios que presta la entidad de Las Virtudes.

LA COOPERATIVA SIGUE EN FUNCIONAMIENTO

La cooperativa sigue tal y como está. Se recepcionará la mercancía del socio: aceituna o cereales. Podrán ir por abono, semillas y gasoil. Mairena será una plataforma en la zona de Los Alcores que potenciará más a Las Virtudes”

La entidad mairenera además de recepcionar las aceitunas de los socios, posiblemente recepcionará las aceitunas de otras cooperativas. Sin embargo, el proceso de cocido del producto y demás, se realizará en Las Virtudes, ya que la maquinaria es más avanzada y el coste que barajan es mucho más bajo que hacerlo aquí en Mairena. Así, a corto plazo, el socio observará una reducción del coste de un kilo de aceitunas de aproximadamente 15 pesetas. Las virtudes ha asimilado la aceituna de la campaña de 2015, lo que significa que cuando se liquide esa aceituna, los maireneros estarán en el mismo nivel de coste que tienen ellos.

aceitelasvirtudes“A corto plazo estamos ganando. No hay un proceso largo de varios años”

Mairena no sólo tendrá un menor coste por las aceitunas, sino que sufrirá una inversión en maquinaria. Hasta ahora la mano de obra del molino para la producción de aceite, sobresalen por encima de los beneficios debido a la baja cantidad de producto. Sin embargo, Las Virtudes va a renovar toda la maquinaria del molino con vistas a recibir las aceitunas de las cooperativas de los alrededores que no poseen uno propio.

Por otro lado, se garantiza la permanencia de los trabajadores de la cooperativa mairenera y se asegura una mejor gestión. 

Con la absorción, en el Consejo Rector de Las Virtudes se ha ampliado de 7 socios a 9, ya que han dado cabida a dos socios de Mairena en el Consejo, que se mantendrán hasta las próximas elecciones, que se celebran cada cuatro años.

MÁS PRESTACIONES Y SERVICIOS PARA LOS SOCIOS

El renovado proyecto cooperativo pretende continuar e intensificar la prestación de servicios a todos los socios. Ente ellos, se encuentran las siguientes mejoras y servicios:

  • Ampliación de la tienda de Mairena y renovación de las oficinas
  • Solicitud de la PAC
  • Seguros
  • Asesoramiento agrícola y gestión del olivar
  • Cesión de crédito
  • Gestoría personal a los socios: junto con declaración de la Renta, alta y bajas de trabajadores, etc.
  • Servicio de telefonía móvil

La cooperativa de Mairena cuenta con poco volumen de aceituna, el producto más fuerte económicamente y el que más puestos de trabajo genera. A pesar del escaso volumen, la mano de obra requerida es la misma, por lo que los gastos son muy elevados. Según cuenta el antiguo presidente de la cooperativa, con la misma cantidad de trabajadores, se debería trabajar con un volumen de entre cuatro a cinco millones de kilos de aceitunas y sin embargo, en estos últimos años se barajaban una media de dos millones.

“Viendo el panorama, das muchas vueltas a la cabeza. Y asistiendo a reuniones de cooperativas, te van diciendo que lo que hay que hacer es integrarse”

En Francia, Holanda y otros países europeos, las cooperativas están integradas en una o dos dentro de una rama, lo que ofrece un gran poder de exportación y competencia ante las empresas industriales.

“El Consejo Rector tomó conciencia y se decidió iniciar conversaciones con las cooperativas más cercanas. Pero, viendo que no prosperaban, se decidió buscar una cooperativa mejor, no una semejante”manzanillaolive

Según Diego Romero, las conversaciones y todo el proceso de integración se ha dado en un tiempo récord y con un apoyo superior al 98% de sus socios. La entidad resultante mantiene el nombre de Nuestra Señora de Las Virtudes y es presidida por su responsable, Juan Carlos Lara.

Mairena Agrícola aporta 200 socios, 2 millones de kilos de aceituna y 950.000 euros de facturación, mientras que Las Virtudes suma otros 1.500 socios olivareros, 38 millones de kilos de aceituna y 28 millones de euros.

Fruto de esta fusión, la entidad queda compuesta por un total de 1.700 agricultores, los cuales, con 40 millones de kilos de aceituna producirán unas 4.000 toneladas de aceite de oliva y transformarán entre 15 y 20 millones de kilos de aceituna de mesa, según campañas, rondando los 30 millones de euros de facturación anuales. Además, la sociedad gestionará unas 6.000 toneladas de cereal de sus agricultores.

Mairena Agrícola y Las Virtudes son integrantes de la entidad de segundo grado Manzanilla Olive. De hecho, la segunda es la más potente del grupo y con las negociaciones con Mairena vio una oportunidad de crear una cooperativa con más volumen. Esta operación corporativa es el germen de un futuro proyecto de integraciones y fusiones dentro del grupo Manzanilla Olive. El objetivo final es convertir la entidad en una cooperativa de primer grado.

De hecho, este año a través de Manzanilla Olive han sacado al mercado un total de 6 millones de kilos de aceite y 50 millones de kilos de cereal. Así, Manzanilla Olive se sitúa como el tercer grupo más importante en la rama de manzanilla de mesa y la principal productora y comercializadora mundial de la variedad de manzanilla.

igpmanzanillaolive

VALENTÍA Y VISIÓN DE FUTURO

Por otro lado, Diego Romero, ha querido poner en valor la valentía y visión de futuro de los socios de su cooperativa al respaldar esta fusión promovida por el Consejo Rector. Además de agradecer la generosidad y visión de futuro de Las Virtudes al considerar Mairena como una base de recepción para Los Alcores.

Los consejeros de Las Virtudes, por su parte, han destacado la visión y cultura empresarial que ha imperado durante todo el proceso y la generosidad de ambas sociedades, la cual ha quedado reflejada en los términos del acuerdo de fusión.

La cooperativa Mairena Agrícola se fundó en 1958 por la inquietud de socios olivareros hartos de los engaños y aprovechamiento de los industriales. Después de 58 años, desaparece para integrarse en una cooperativa con la que podrá prosperar y conseguir el objetivo con el que se creó, competir con las empresas industriales.

Diego ha querido nombrar los tres hitos más importantes en la historia de la cooperativa: su creación, la entrada en Manzanilla Olive y la entrada en Las Virtudes.

Escribe tu comentario