Lavado de cara a los pabellones

Las últimas reformas que se hicieron en el Pabellón Miguel Ángel Gómez Campuzano fueron en el año 1997

El pasado 20 de diciembre, aprovechando las vacaciones de navidad, dieron comienzo las obras de reformas en los pabellones Miguel Ángel Gómez Campuzano y Antonio García de Mairena del Alcor. El motivo de empezar en esa fecha fue realizar la mayor parte de las obras en una época en la que no estuviese en funcionamiento las escuelas deportiva y así no interrumpir su labor. Las obras tienen previsto finalizar el 19 de febrero.

Debido al discurrir de las obras se ha hecho imposible simultanear la ejecución de las obras en el Pabellón Miguel Ángel Gómez Campuzano, con el desempeño de las escuelas deportivas. Así, el pasado 10 de enero se suspendían las clases hasta que  las condiciones del pabellón fueran mejores y no entorpecieran el trabajo de las escuelas. Las clases han quedado suspendidas una semana, ya que el 17 se reiniciaron todos los deportes excepto voleyball.

En el pabellón Miguel Ángel Gómez Campuzano no se realizaban reformas desde el año 1997. Por este motivo, la delegación de Urbanismo creía conveniente realizar las actuaciones cuanto antes y adecuar las instalaciones con la financiación del Plan Supera IV dedicado a la línea deportiva de la localidad.

Las obras que se han realizado en el pabellón son el cambio de pavimento por un tipo de microcemento. Este tipo de pavimento consta de una serie de capas, donde la última ha sido un barniz que necesita de un tiempo de secado. Por eso mismo, los deportes de pelota como el vóley retoman su trabajo más tarde, ya que las pelotas pueden dañar el pavimento si éste no se ha secado aún.

Además de un cambio de pavimento en aseos, duchas, vestuarios, pasillos y zonas comunes, también se han ejecutado la eliminación de humedades de estos espacios y se cambiado la red de agua caliente sanitaria y eliminado las goteras de las instalaciones.

También se han eliminado las goteras del pabellón Antonio García, donde se están se están llevando a cabo, desde el año pasado, unos trabajos para que no haga tanto calor dentro en verano. El año pasado se hizo una inversión en el sistema de ventilación del pabellón y ahora se ha empezado a pintar todo de blanco. Con esta medida esperan que la temperatura baje algunos grados, ya que el blanco refleja la luz y el calor. Además se ha utilizado un tipo de pintura con cal y grafeno que hace que la tramitancia térmica sea menor.

Por último, en cuanto a actuaciones en las instalaciones deportivas, se ha cambiado también el manto de césped artificial en la zona deportiva del S10, zona deportiva situada al lado del estadio del Mairena.

Escribe tu comentario