La Parroquia cierra por actuaciones en la nave de la epístola

Los operarios trabajan estos días en la limpieza del espacio que hay entre el artesonado de madera y la bovedilla de hormigón bajo el techo, a la altura del altar de la Vera Cruz. Algunas de sus piezas se han desprendido, al parecer, por los efectos continuados derivados de las condiciones meteorológicas, que contraen o dilatan. La caída del cemento sobre la estructura de madera que cubre la nave de la epístola provocó un sonoro estruendo minutos antes de que se celebrase una misa recientemente, así como la caída de polvo y restos de material.

parroquiaobrasTanto el párroco, Antonio Rodríguez, como los operarios insisten en que las actuaciones no tienen que ver con que el desprendimiento represente un peligro para los feligreses ni para la conservación del templo. Así, dicen los trabajadores, lo han constatado los arquitectos que han pasado por la Parroquia.

Mientras tanto las imágenes titulares de hermandades y asociaciones que moran en el templo se encuentran refugiadas en la capilla del Sagrario, donde no estén expuestas a la suciedad. La Ermita de San Sebastián ha asumido las funciones de Iglesia Mayor y las Misas se trasladan a este templo.

Pueden consultar el horario de misas completo, así como conocer la reapertura del templo, a través de la página web de la parroquia. Los trabajos tienen una duración estimada de una semana, a contabilizar desde este miércoles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *