Provida Mairena defiende el derecho a la vida en el Parlamento de Andalucía

El pasado martes 6 de octubre miembros de la Asociación Pro-Vida de Mairena del Alcor han comparecido en el Parlamento Andaluz, concretamente en la comisión sobre demografía.

A través de un representante de la asociación expresó la alegría y responsabilidad de aportar su granito de arena ante el Parlamento de Andalucía, comenzando con la cita que propició el inicio de la asociación hace 38 años “nunca se puede legitimar la muerte de un inocente” pronunciada por Juan Pablo II el 2 de noviembre del año 1982.

Se expuso que desde entonces el trabajo por defender la vida ha sido constante y la piedra angular ha sido proporcionar ilusión, ayuda material y una perspectiva de futuro a toda mujer embarazada, asegurando que en su inmensa mayoría desea seguir adelante con su vida y la de su hijo.

Los datos no dejan de ser alarmantes. Denunció el número de abortos en nuestra comunidad autónoma que el pasado año 2019 ascendieron a 19.000.

La asociación informó que año tras año Pro-Vida Mairena ayuda a más de 200 mujeres y a sus bebés y que el grado de éxito de las que llevan su embarazo a término está entorno al 97 %. Pro-Vida les proporciona entre otros: leche maternizada, cereales, pañales, información de recursos disponibles, orientación en el ámbito familiar, Casa de Acogida, Talleres sobre alimentación…

También quizo denunciar la falta de ayudas públicas para mujeres embarazadas con escasos recursos y expuso que tenía que dedicar todo el año a realizar actividades para obtener fondos con qué poder hacer frente a los enormes gastos para poder ayudar a tantas madres remarcando que «es lamentable que los pañales tengan un iva tan alto al tratarse de un producto de necesidad».

“Cada aborto destruye dos vidas”, con esta frase concluyó la asociación, una expresión de la Premio Nobel de la Paz Madre Teresa de Calcuta que decía, «Pro-Vida trabaja para salvar las dos vidas porque cuando se aborta no solo muere el niño o la niña sino en cierta manera también la madre».

Pro-Vida Mairena pidió al Parlamento que se apoyara con todos los medios a las mujeres embarazadas para que puedan seguir adelante con su vida y con la vida de su hijo. Con el agradecimiento final a los 5 grupos políticos presentes concluyó la comparecencia, entregándoles a cada uno de ellos las Memorias de Actividades y los Pins Pies Preciosos, símbolo internacional de Pro-Vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *