La Guardia Civil investiga a una empresa de Mairena por un supuesto vertido de residuos al Río Guadaíra


Río Guadaíra. Foto archivo.

La Sección del SEPRONA de la Comandancia de la Guardia Civil de Sevilla, tuvo conocimiento de la realización de un vertido directo en el cauce del río Guadaíra, el cual fue grabado por una persona que colgó un video en las redes sociales.

Tras estos hechos, agentes de la Guardia Civil iniciaron una investigación desplazándose al lugar del vertido encontrando restos. La sustancia vertida según los agentes son residuos derivados de la elaboración de la aceituna, más conocida como “SALMUERA”.

Una vez localizado el vertido y el contenido de éste, los agentes del SEPRONA, realizan varias inspecciones a empresas del sector aceitunero, ubicadas en la localidad de Alcalá de Guadaíra, dando como resultado de la investigación que en una de las empresa del sector se encontraba realizando trabajos de mantenimiento en los depósitos de salmuera, vaciando los mismos para su limpieza.

Para dicha labor de vaciado contratan a una empresa externa de la localidad de Mairena del Alcor, que teóricamente, a través de camiones cisterna, traslada la salmuera a una balsa de evaporación de residuos de la aceituna, de la que la empresa subcontratada es propietaria en la localidad donde tiene ubicada su sede social.

Con esta información el SEPRONA, traslada su investigación a la empresa dedicada al transporte de los residuos consignados anteriormente, dando como resultado que los vertidos los realiza uno de los camiones propiedad de la empresa investigada, tras la inspección y localización de los vehículos en las instalaciones de la empresa contratada para la retirada de los residuos en la localidad de Mairena del Alcor (Sevilla), coinciden plenamente los vehículos con los que aparecen en la grabación del video.

Por lo que esta empresa es propuesta para la apertura de expediente por diversas infracciones al Reglamento del Dominio Público Hidráulico y a la Ley de Aguas. Según los agentes, la investigación sigue abierta y no descarta el hecho de haber incurrido incluso en una infracción penal, por un delito contra los recursos naturales y el medio ambiente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *