Caso Gowex

Jesús Marín PinillaUn día tras otro escuchamos o leemos en prensa casos de estafas y estafadores. Algunos ejemplos recientes son los famosos sellos de Afinsa, los ultraremunerados pagarés de Nueva Rumasa, anunciados a bombo y platillo en medios de comunicación, las colocadas participaciones preferentes por el ejército de comerciales de las entidades financieras a clientes de perfil conservador y la última en llegar, recién salida del horno, el caso de la empresa de servicios de wifi gratis Gowex.

Resulta que el fundador y máximo accionista de esta empresa que cotiza en el MAB (Mercado Alternativo Bursátil), el Sr. Jenaro García, estuvo falseando las cuentas de su empresa desde sus inicios, multiplicando los volúmenes de ventas y disminuyendo sus costes. Resultado: unos beneficios con los que sus máximos competidores se rasgaban las vestiduras. Mientras, la cotización de las acciones de Gowex subía como la espuma. Nadie, repito, nadie, se dio cuenta de nada y si lo hizo, miró para otro lado (léase CNMV).

Seguro que habrá miles de personas que invirtieron de manera directa en este fraude recientemente destapado, pero apuesto que son más los que de manera indirecta a través de otros vehículos de inversión (planes de pensiones, fondos de inversión…) se verán afectados en mayor o en menor medida y, lo que es peor aún, sin saberlo.

Lamentablemente se repite la historia. Un poco de cultura financiera no nos vendría mal.

2 comentarios sobre “Caso Gowex

  • Espero que esto sea una entradilla solo.
    El titular daba a entender que se iba a extender algo más sobre el tema., sobre todo por ser especialista.
    Lo dicho, espero que se extienda algo más en este caso y otros.
    Saludos.

    Respuesta
    • Hola Outrider, ¿qué tal? Llevas razón, la verdad que el título no es muy acertado para el contenido del artículo. Sólo quería hacer hincapié en la importancia de invertir siguiendo unos parámetros determinados para reducir el riesgo de la inversión. Lo tendré en cuenta para próximas colaboraciones.
      Gracias por tu comentario. Saludos.

      Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *